jueves. 07.07.2022

BZRP y Villano Antillano exponen la homofobia y la transfobia del panorama

Bizarrap y Villano Antillano reclaman los derechos de la comunidad LGTBI con su nueva session. 

El productor argentino BZRP lleva bastante tiempo revolucionando las redes y el panorama de la música actual con su trabajo. A expensas de la calidad musical del mismo, la obra de Biza se caracteriza por un juego maestro de marketing y de jugar con las expectativas de sus seguidores. Uno de los últimos ejemplos de su maestría en estas lides, es el tema con su colega y compatriota Paulo Londra, que fue una auténtica revolución en redes. 

Ahora, uno de los productores más famosos del panorama internacional de la música hispana, no solo ha vuelto a lanzar un hitazo, si no que ha dejado en evidencia a todo el panorama del trap con el recibimiento que le han dado a su último tema. 

Vamos a hablar de por qué BZRP ha sacado a la luz lo peor de la comunidad internacional con su tema junto a Villano Antillano

Un alegato por el colectivo LGTBI

La intención del último tema del argentino estaba más que clara: Estamos en pleno mes del orgullo, un mes en el que se reclaman los derechos de la comunidad LGTBI, y se celebran los progresos conseguidos con mucho esfuerzo. Biza, no iba a ser menos y aprovechando su posición privilegiada como comunicador, elogió a la comunidad a su manera lanzando un tema con la artista trans no binaria Villano Antillano

De origen puertorriqueño, esta artista ha construido su carrera enfrentando la discriminación contra este colectivo a base de actitud y ejercicio de normalización en las barras, demostrando una vez más, que lo único que importa en este mundo, es el talento. 

Es un figura referente de esta lucha en Latinoamérica, donde ciertamente se enfrenta a una realidad social de lo más hostil, y ha conseguido llevar hasta la cima su obra dentro de un panorama caracterizado por mensajes poco favorables para la comunidad LGTBI

La apuesta de BZRP a la hora de escoger precisamente a Villano para la colaboración de este mes, está más que clara, y además le honra el empuje que supone para la artista puertorriqueña el aparecer en esta plataforma, lo que sin duda, es un detalle notorio para la comunidad trans no solo en Latinoamérica, si no en medio mundo. 

Del tema, obviamente, destacamos su calidad artística, desde la base en dos tiempos de Biza, con una mitad más electrónica y otra con un contundente sonido clásico, hasta las barras de Villano, que son un auténtico alarde de talento y habilidad. Y quién no lo consiga ver, es que está ciego. 

Sin embargo, la reacción a este tema en las redes, partiendo de los comentarios al propio vídeo del productor, ha sido como mínimo, deleznable. 

La reacción de parte del panorama ... 

El vídeo se ha colocado rápidamente como primero en la lista de tendencias de música de YouTube. Sin embargo, en este caso ha generado más que debate ... Si bien muchos de los comentarios fueron de admiración, apoyo o celebración de semejante temazo, un buen contingente de ellos no fueron tan agradables. 

Los comentarios con connotaciones homófobas y transfobas se sucedieron en el video y las redes del artista, con claros ataques a la figura de Villano. La puertorriqueña, aunque no ha ha hecho declaraciones directas sobre el tema, si que ha dejado el siguiente comunicado en sus redes, claramente referido a lo sucedido. 

Lo cierto, es que más allá de un incidente aislado, este caso saca a la luz uno de los temas más incómodos del panorama del rap y músicas allegadas a día de hoy: La homofobia y la transfobia sumergidas en el mismo. El bagaje del rap nunca ha estado libre de claroscuros, por mucho que nos pesen, y siguen quedando asignaturas pendientes por revisar. 

¿Un problema que había que sacar a la luz?

Otros campos han conseguido abrirse algo de camino en los últimos años. Aunque quede muchísimo trabajo por hacer, lo cierto es que podemos alegrarnos de que haya aumentado el número de artistas femeninas en nuestro panorama, y que raperas que realmente merecen tener más repercusión estén creciendo a pasos agigantados, como es el caso de LNDC o Santa Salut. Obviamente, no estamos en una situación ideal ni de lejos, pero parece que hay brotes verdes. 

La representación del colectivo LGTBI en el panorama sin embargo brilla por su ausencia. De hecho es sorprendente que podamos encontrar más referentes dentro de las propias raperas que están surgiendo actualmente con figuras como Ptazeta, Elane o Anier, que en todo el panorama anterior junto. Si la homosexualidad está infrarrepresentada, el colectivo trans, ni de coña. 

¿Es esto normal? Lo cierto es que no lo parece. A todas luces, parece que el rap sigue arrastrando una serie de estigmas, entre los que esa concepción masculina y heteronormativa que ha marcado los cánones artísticos del género durante mucho tiempo, se mantiene bien firme. 

Figuras que se han acercado a la expresión de su sexualidad en el panorama, como Arkano, se han encontrado con respuestas más que contundentes y discriminadoras. Lo cierto es que está claro, que un artista abiertamente homosexual, especialmente en cuanto a los hombres, va a tener una carrera mucho más complicada dentro del panorama del rap en español, y esto es ciertamente triste. 

El panorama internacional ha cambiado mucho en los últimos años, y hemos visto como se abordaban temáticas, sonidos o problemas que anteriormente no habrían tenido cabida. Afortunadamente vemos un avance claro, un progreso. Pero igual que estos avances están más que presentes, seguimos encontrando nichos que se han quedado abandonados, y que se encuentran con respuestas como las vividas por Villano cuando se hacen patentes. 

Igual es hora de que el panorama se frote un poco la caspa y se abrace definitivamente la variedad sin importar su carácter, dentro de un género que por encima de todo, viene representando a la gente, sin plantearse diferencias. 

BZRP y Villano Antillano exponen la homofobia y la transfobia del panorama
Comentarios