lunes. 04.03.2024

El cantante de Def con Dos, Cesar Strawberry, ha sido juzgado en la Audiencia Nacional por los delitos de enaltecimiento del terrorismo, vejación a las victimas del terrorismo e injurias hacia la Corona. A causa, de ocho tuits, como por ejemplo de los citados en el juicio:

Pero primero antes de meternos en el meollo del articulo vamos a comenzar con el principio del asunto. Con una serie de arrestos en la Operación Araña III en las cuales arrestaron 19 personas, entre ellas César Montaña Lehmann. Después de la conmoción en las redes sociales, el apoyo mediático fue masivo concentrado en el hastag #AbsolucionDefConDos . Entonces, el cantante publicó esta de nota de prensa:

"Hoy, en plena campaña electoral, he estado 4 horas privado de libertad. He sido fichado por la Guardia Civil. Consideran que he enaltecido y/o justificado delitos de terrorismo o que he menospreciado a sus víctimas. Puedo ser juzgado por la Audiencia Nacional y condenado hasta con dos años de prisión.

Llevo 25 años ejerciendo una labor artística independiente en la que la crítica irónica, e incluso bufonesca, hacia el entorno sociocultural -a través de la música, novelas, prensa escrita, e intervenciones en radio y televisión- ha marcado mi trayectoria profesional y vital. Siempre he luchado por la libertad de pensamiento, enfrentándome así a un sistema que pretende que todo sea analizado desde el pensamiento único.

Un Estado que se entienda democrático debería aceptar la crítica sociopolítica, por ácida e incómoda que ésta sea, como parte del pluralismo político que la propia Constitución declara nada menos que en su artículo primero, y no señalar como enemigo político a quien piensa diferente y osa expresarlo así.

Comprendo y lamento que algunos tuits, molesten a algunas personas; al igual que entiendo que incomoden algunas letras de nuestras canciones, o que haya a quien no le guste mi ética o estética, al igual que a mí me pueden no agradar las de otras personas. Pero en modo alguno podía imaginar que el Estado iba a responder privando de libertad al disidente político que se dedica a escribir pensamientos satíricos, pues siempre había creído que, en Democracia, el pensamiento no delinque.

En todo momento he considerado que esta actividad se encontraba amparada por la libertad de expresión, pero es obvio que era una ilusión. El Gran Hermano se ha quitado la careta. ¿Orwell tenía razón? La policía del pensamiento ha venido a buscarme y puedo ser juzgado por un delito, ¿Crimental? ¿Pretenden encarcelar todo pensamiento satírico?"

César Strawberry

Volviendo al juicio que nos concierne en este articulo.

El cantante de Def con Dos a juicio por unos tuits
Comentarios